Catabolismo en maratonistas

Cuando a nosotros nos gusta una determinada modalidad deportiva, principalmente las contagiantes como es la carrera, muchas veces no nos damos cuenta de que deberíamos utilizar el deporte y el ejercicio físico en su totalidad para preservar nuestra salud. Por supuesto, es común que encontremos personas diciendo: ... la carrera es mejor deporte. La musculación es el mejor!... Como nada! Aeróbic es el mejor.

Por si mismo, en una visión técnica científica, ninguna modalidad deportiva es completa, ni mismo, la natación como dicen.

Teniendo en consideración la salud, defiendo un entrenamiento más completo incluyendo por lo menos tres modalidades físicas importantes: fuerza, flexibilidad y condicionamiento aeróbico. Esto es valido para todos los ciudadanos desde el común hasta los atletas la carrera es campeona en condicionamiento aeróbico, disminución del porcentual de grasa y prevención de enfermedades cardiovasculares porque desarrolla poco la fuerza y flexibilidad.

PUBBLICIDAD

Por ser una actividad extenuante, el maratonista, que conozco muy bien, sufre (frecuentemente), sin percibir, un poseso chamado catabolismo, causando la pérdida de masa magra (músculos). Este es el motivo por lo cual los corredores son delgaduchos, lo que no sucede con el atleta de fuerza.

El entrenamiento de fuerza que desarrolla el anabolismo (crecimiento de los músculos) sería una forma de evitar el catabolismo porque estimula la producción natural de sustancias en la dosis cierta. Estas sustancias son las hormonas testosterona, el GH (hormona del crecimiento) y la insulina.

La testosterona es la hormona sexual masculina producida por los testículos; el GH por la hipófisis y la insulina por el páncreas. La testosterona es estimulada por los ejercicios de fuerza y ingestión adecuada de grasas. El GH sintetizado a partir de aminoácidos y estimulado por el entrenamiento de fuerza en especial durante el sueno, en la fase conocida por paradójica, el REM. (del inglés ? movimiento rápido de los ojos). La fadiga generada por el entrenamiento en la dosis cierta, aumenta esta faja de sueño y consecuentemente una liberación mayor de GH. La insulina también es sintetizada a partir de aminoácidos y estimulada por la ingestión de carbohidratos.

El catabolismo puede ocurrir también en el entrenamiento de fuerza por motivo de errores en la aplicación del ejercicio. Las situaciones de estrés, sean físicas o emocionales, liberan el cortisol, una hormona de las glándulas suprarrenales que contribuye para la degradación del tecido muscular y la deshidratación de los músculos durante los ejercicios.

No es difícil observar, por ejemplo, que el triatleta aunque tenga nadado y pedalado, todavía completa la carrera con tiempos prójimos al del corredor teniendo biotipo bien más fuerte, principalmente en la región del tronco y de los muslos. Estadísticamente comparando grupos similares, el triatleta tiene menos contusiones que el maratonista.

Bueno, nuestro cuerpo sea en situación de descanso o de entrenamiento, puede estar en el proceso de catabolismo a cualquier momento perdiendo masa magra. Según los especialistas, esta pérdida y ganancia de los músculos, está relacionada al proceso de síntesis y degradación de proteínas, llamado por los estudiosos de ciclo de turnover (del inglés ? renovación) o simplemente de ciclo de proteínas representando en total alrededor de 125 a 300 g / día. La gran mayoría de los aminoácidos producidos por la degradación son reciclados pero no llegan al 100%. Esto es lo que confirma la importancia de la ingestión de proteínas en la alimentación. En general, el corredor conoce muy bien el valor de los carbohidratos porque estes son muy propagados. Es masa allí... es masa aquí... y después de la carrera también. La cena con masas antes del maratón ya es una tradición, vale? Esto es más que correcto porque disminuye la participación de las proteínas para prover energía. Es decir que no delemos excluir las carnes de nuestra carta pero, escuando el atleta se cansa en la prueba o entrenamiento que las proteínas emprezam a agir y el catabolismo a ocurrir.

Para que evitemos esta pérdida también clamada balance nitrogenado negativo normalmente relacionada a la caída del rendimiento, los especialistas le recomiendan (al atleta) la ingestión de aproximadamente 2g por kg (de peso corporal) de proteínas. Claramente si el entrenamiento incluye modalidad de fuerza la necesidad aumenta en la misma proporción de la ganancia de masa muscular.

Para que se sepa si el atleta está perdiendo o no la masa muscular, la forma más apropriada son las evaluaciones, costume poco frecuente entre los corredores. Estas evaluaciones, hoy dia, son bastante acecesibles a la clase media y hay en toda academia que hace un servicio responsabilidad. Hay también el método de medicion de nitrógeno de la urina que se obtiene durante 24 horas y es de fácil aplicación.

Recuerdense! La competencia de prescribir dieta alimentar es del nutricionista. Al entrenador le es permitido planear, orientar el ejercicio y mantenerse informado sobre la dieta. La Educacion Física es regulamentada y posee código de ética.

PUBBLICIDAD


Créditos:
Traducción copyright ©  Gisele Oliveira
Texto copyright © Luiz Carlos de Moraes - Profesional de Educación Física
Registro CREF1- RJ 003529 - lcmoraes@petrobras.com.br | lcmoraes@compuland.com.br  
Lea más artículos en el sitio Notícias do Corpo

Volver a RecorridosVolver a Salud

© 1999-2017 Helio A. F. Fontes
 Copacabana Runners - Atletismo e Maratonas